28 diciembre 2017

Tarta de zanahoria enriquecida

He publicado varias recetas de tarta de zanahoria, pero la de hoy está enriquecida. Si la preparáis tal como os propongo resulta un pastel exquisito para una celebración o un postre. Si la dejáis tal como sale del horno, resulta un complemento ideal para el desayuno ya que lleva frutos secos, dátiles y pasas y por lo tanto es muy completa.







Ingredientes

4 huevos
150 g. de azúcar moreno
4 cucharadas de azúcar blanco
150 g. de zanahoria rallada
2 zanahorias en rodajas
80 g. de aceite de oliva suave
150 g. de harina de repostería
15 nueces
Un puñadito de pasas sin semillas
10 dátiles sin hueso
1/ sobre de levadura Royal.

Preparación

Batir los huevos y el azúcar moreno con la máquina de varillas durante 5 minutos (o a mano hasta que quede una crema blanquecina).  Añadir el aceite mientras seguimos batiendo la mezcla y después añadiremos la zanahoria rallada mezclándolo todo bien. Finalmente añadiremos la harina mezclada con la levadura e integraremos todo. Picaremos las nueces en trocitos dejando 6 u 8 mitades para decorar. Partiremos los dátiles y las pasas en trocitos pequeños y lo integraremos todo a la masa anterior. Cuando todo está mezclado lo pondremos en un molde redondo (20-22 cm. de diámetro) y al horno a 180º durante 35-40 minutos. Vigilar porque el tiempo depende del tipo de horno.
Mientras se hace la tarta pondremos las dos zanahorias en rodajas con dos cucharadas de azúcar y bastante agua, en un cazo a hervir (durante unos 20 minutos) para hacer un almíbar y cocer las zanahorias. Si es necesario añadir agua para que haya suficiente almíbar. Una vez cocidas, machacaremos las zanahorias con un poco de caldo de su cocción haciendo un puré. El resto del almíbar lo reservaremos para calar la tarta. Pondremos en otro cazo las dos cucharadas de azúcar restante hasta que caramelice y mojaremos las mitades de nuez en el caramelo reservándolas para la decoración final.
Una vez está hecha la tarta, dejaremos que se enfríe y la partiremos por la mitad. Calaremos ambas mitades con el almíbar y sobre la mitad inferior pondremos una capa de puré de zanahoria. Taparemos con la parte superior y decoraremos con las mitades de nuez caramelizadas.


21 diciembre 2017

Lombarda con manzana

Como sabéis la lombarda es un alimento muy tradicional en navidad, yo no pensaba publicar más recetas de navidad, pero no he podido resistirme a mostraros ésta que hace tiempo vi en un blog. No tomé nota de la receta y no recuerdo el blog donde la vi. Así que, he hecho una adaptación de lo que recuerdo. Debía ser muy parecida y ha quedado buenísima. 





Ingredientes (4 personas)

1 puerro
1/2 cebolla morada
1/2 lombarda
2 manzanas
2 cucharadas de brandi
1/2 de litro de caldo de verdura 
5 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharadas de mantequilla
1 cucharada de azúcar moreno
Un puñado de pistachos
Sal

Preparación

Un elemento importante para esta receta es un buen caldo de verdura para cocer la lombarda. Lo primero que haremos será un sofrito en aceite de oliva, con la cebolla y el puerro, cortados en juliana. Lo haremos en la misma olla que vayamos a cocinar la lombarda. Una vez sofritos estos ingredientes, añadiremos la lombarda cortada en trozos medianos y el caldo de verdura. Dejaremos cocer el tiempo suficiente para que quede la lombarda hecha, pero sin que esté blanda. Rectificaremos de sal, en función de que el caldo de verdura llevara su propia sal. Mientras se cuece todo esto, pelaremos y cortaremos las manzanas en dados medianos y las rehogaremos ligeramente en mantequilla (no debe quedar blanda, con un poco será suficiente). Cuando estén hechas, añadiremos el azúcar, daremos una vuelta y añadiremos el brady. Prenderemos fuego al brandy para flambear y cuando cese la llama, estará listo. Si queremos cortar el proceso, con tapar la sartén, lo conseguiremos. Partimos los pistachos, quitamos las pieles que podamos y los cortamos en trozos (no deben quedar muy picados, sino en plan desigual).
Para presentar el plato colocaremos en la base la lombarda y sobre ella los trozos de manzana. Finalmente añadiremos los pistachos encima.

17 diciembre 2017

Crema de galeras y gambas

Esta crema es mi receta de navidad para este año. Es muy sencilla de hacer y aunque lleva un poco de trabajo, vale la pena porque el resultado es estupendo.




Ingredientes

300 g. de galeras
300 g. de gamba roja
2 zanahorias
1 puerro
2 patatas medianas
1/2 nabo (opcional)
1 tomate grande
1 copita de brandy
4 cucharadas de nata para cocinar
2 ñoras
2 hojas de laurel
Aceite de oliva
Sal, pimienta y eneldo

Preparación

Poner en una sartén un fondo de aceite de oliva y sofreír las galeras y las gambas hasta que estén bien doradas, añadir el brandy y dejar reducir el alcohol. Reservar. En una olla a presión poner unas cucharadas de aceite de oliva y sofreír el puerro cortado en aros de unos 2-3 cm., mover para que se suelten los aros de puerro y se haga todo bien. Cuando está casi sofrito añadir el tomate cortado en dados. Una vez sofrito esto, añadir el resto de verduras cortadas en trozos medianos y cubrir con agua abundante. En un cestillo metálico o en una redecilla para cocinar, poner las galeras y gambas sofritas anteriormente e introducirlo en la olla. Añadir también todo el aceite de sofreír el pescado, incluso poniendo agua en la sartén para recogerlo todo bien. Poner el pescado separado de la verdura nos facilitará triturarlo aparte. Añadir el laurel, las ñoras y una cucharada de pimentón dulce.
Dejar hervir en la olla a presión dutrante 30 minutos. Si es una olla rápida, con 20 será suficiente.
Cuando está todo cocido se saca el cestillo con el pescado y se tritura en un morteno con un poco de caldo. Luego se pasa por un colador obteniendo una crema. Por otro lado se tritura la verdura con el caldo haciendo una crema. Se juntan la crema de pescado con la de verdura, se añade pimienta y sal a gusto. Cuando está servido en el bol o la taza, se añade una cucharada de nata y una pizca de eneldo.

11 diciembre 2017

Rollitos de margarina y cacao (apto para celiacos)

Estos rollitos se pueden preparar con harina de trigo adaptando las cantidades, pero quedan estupendos con harina de arroz. La intensidad del sabor a cacao podéis variarla dependiendo de vuestro gusto. Con la cantidad que yo puse quedaron con un suave sabor a cacao.

  Así os quedarán los rollitos sin ponerles azúcar al salir del horno

 

 Así os quedarán si les ponerles azúcar al salir del horno







Ingredientes

125 g. de margarina
220 g. de harina de arroz
1 huevo
150 g. de azúcar glas
30 g. de cacao (preferentemente cacao puro, si es azucarado debe ponerse menos azúcar)
1/2 sobre de levadura Royal
Con estas cantidades salen entre 20 y 25 rollitos

Preparación

Mezclar la margarina a temperatura ambiente con el azúcar (reservar una cucharada de azúcar para decorar al final). Añadir el huevo, batido previamente. Mezclar la harina con el cacao y la levadura y añadirla a la mezcla anterior, moviendo bien para que se integre todo. Quedará una masa poco sólida que podemos meter en el frigorífico para que quede más compacta o hacer los rollitos directamente. Para ello prepararemos una bandeja de horno con papel de hornear. Ayudándonos de dos cucharas, cogeremos una cantidad de masa haciendo una bola y la pondremos sobre el papel y con el dedo haremos un agujero dentro de la bola dándole forma de rollito. Si están muy pegajosos, puedes ayudarte mojando el dedo en aceite. No es necesario que queden perfectos. Hay que dejar cierta distancia entre los rollitos porque crecen bastante en el horno, tanto, que algunos salen sin agujero (je,je,je). Meter al horno durante 15, previamente precalentado a 180º. Este tiempo es aproximado ya que depende del tamaño de los rollitos y de la potencia de vuestro horno. Lo mejor es controlarlos a los 10 minutos y decidir. 
Una vez fríos se pueden espolvorear con el azúcar glas que hemos reservado o dejarlos tal cual.

Si quereis hacerlos con harina de trigo habrá que poner un poco menos, entre 190 o 200 g.

04 diciembre 2017

Pollo al curri con salsa de verduras

El pollo al crurri es un plato muy popular y fácil de preparar. Esta receta es una adaptación que incluye algunas verduras que le dan un toque diferente. Se puede preparar con pechugas de pollo cortadas en trozos pequeños, pero también se puede hacer con muslos u otras partes del pollo cortadas más grandes. Os cuento como hacer las dos versiones.




Ingredientes (4 personas)

4 pechugas, muslos, contramuslos ... de pollo
1 paquete de ajos tiernos
1/2 cebolla mediana
1 puerro
1 cucharada de curri
1 cucharada de comino en polvo
1 cucharada de cúrcuma
1 bote de leche de coco (se puede sustituir por nata)
Aceite de oliva
Sal y pimienta

Preparación

Si has elegido pechugas se deben cortar en trozos pequeños, salpimentar y sofreír ligeramente en un poco de aceite de oliva y reservar. Si has elegido piezas más grandes hay que freír mejor. Para ello se sazona el pollo con sal y pimienta y se frie en bastante aceite para que quede bien hecho por dentro. Se reserva.
Cortar los ajos, la cebolla y el puerro en trocitos pequeños y sofreír en aceite de oliva. Si has elegido trozos grandes, tendrás en la sartén de freírlos bastante aceite que puedes utilizar para sofreír las verduras, si lo cuelas previamente con un colador bien fino.  Aña ves dorada la verdura (evitando que se ponga negra), añadiremos la leche de coco (o la nata), una pizca de sal y las especias (comino, cúrcuma y curri). dejaremos espesar removiendo de vez en cuando. Finalmente se añade el pollo, previamente sofrito y se integra con la salsa.
Lo más sorprendente de esta receta es el aroma que impregna la cocina mientras lo guisas. ¿Me encanta!